• Andrés Castro Murcia

Banderas


John F. Kennedy, presidente de E.E.U.U. visitando la placa en conmemoración a su visita en ciudad Kennedy.

Para una localidad que no se aleccionó, ni que hace parte de la larga y ordenada expansión de Bogotá, los puntos históricos son muy escasos. Ese es el caso de Kennedy, un espacio que empezó a poblarse después de la visita de John F. Kennedy a Colombia, debido a que con los recursos de la “Alianza para el Progreso”, el Presidente Lleras Camargo, creó el programa “Techo” y construyó las supermanzanas del barrio que lleva el mismo nombre.


Alrededor de esta nueva urbanización se inició un rápido crecimiento poblacional, apalancado principalmente por invasiones, que con el pasar de los años, fueron siendo legalizadas. No obstante, también existieron obras como la urbanización Casablanca, que fueron impulsadas por iniciativas privadas, al igual que la Central de Abastos (Corabastos). De esta manera se fue consolidando la localidad que hoy tenemos.



Monumento a Banderas en 1948.

Dado el desenfrenado crecimiento urbano del lugar, de lo poco que sobrevivió desde antes de la densificación, fue el Monumento a Banderas construido en 1948 como conmemoración de la IX conferencia Panamericana que le dio vida a la Organización de los Estados Americanos. Este monumento fue edificado sobre lo que en el pasado fue el aeropuerto de Techo.



Para los más de 1 millón de personas que vivimos en la localidad es de mucha alegría ver como recuperaron el monumento y volvieron a hondear las 21 banderas de los países firmantes. Ahora el reto para los habitantes es no dejar pasar por alto el momento en el que brilla el punto de referencia de la localidad, es el momento de apropiarse del lugar, cuidarlo y hacer que siempre permanezca en las condiciones en las que actualmente está.



©2019 by #CastroOpina. Proudly created with Wix.com